api

Endodoncia con apicoformación

Desde que un diente permanente erupciona en boca hasta que se completa el desarrollo de su raíz, pasan entre 4 y 5 años. Durante ese periodo de tiempo, si el diente sufre alguna agresión, ya sea por caries o, más frecuente, por un traumatismo, el nervio se puede llegar a necrosar, deteniéndose el desarrollo radicular en ese momento. Estas piezas necesitan la endodoncia, pero no es un tratamiento sencillo, porque el extremo radicular es mucho más ancho de lo normal.

 

Dependiendo del caso, se puede optar por cerrar el final de la raíz con materiales biocompatibles especiales (apicoformación) o se puede intentar un tratamiento novedoso que permite la continuación del desarrollo radicular (revascularización).

PIDE TU CITA

APICOFORMACIÓN

Si el problema se produce cuando falta poco tiempo para completar el desarrollo radicular, la dificultad radica en que el extremo de la raíz está abierto, pero las paredes del diente poseen un grosor suficiente para garantizar su buen pronóstico a largo plazo. En dicho caso optaremos por una endodoncia con apicoformación, que consiste en realizar el cierre del final de la raíz con MTA o materiales biocerámicos. Para ello es fundamental el uso del microscopio dental operatorio que nos permite visualizar la zona de forma directa, desinfectarla adecuadamente y proceder a su sellado colocando el material seleccionado de manera precisa.

 

TE AYUDAMOS A MANTENER LA SALUD DENTAL DE TUS HIJOS. CON TRATAMIENTOS ASÍ EVITAMOS LA PERDIDA PREMATURA E IRREVERSIBLE DE SUS DIENTES DEFINITIVOS.

Endodoncia con microscopio

Porque hay cosas que no se pueden dejar a la improvisación.

Pide cita con nuestro equipo y te orientaremos sobre cómo mejorar tu sonrisa sin ningún compromiso.

LLÁMANOS 876.282.859